domingo, octubre 2, 2022
IniciotelevisionNetflix rueda "Fenómenas": cuando hablar con muertos es algo de lo más...

Netflix rueda «Fenómenas»: cuando hablar con muertos es algo de lo más normal

Junto a ellas está Emilio Gutiérrez Caba, quien se ha metido en la piel del fallecido padre José María Pilón, el sacerdote experto en radiestesia (técnica para detectar las radiaciones que emiten los cuerpos y las diversas formas de energía), quien a finales de los años ochenta fundó este grupo formado por profesionales de distintas disciplinas que se dedica a la investigación de campo del fenómeno paranormal.

“Cada una veníamos de una profesión diferente, pero en un momento dado el padre Pilón tuvo el arte de reunirnos a todos porque cada uno aportábamos cosas diferentes al equipo. A todos nos reunió para aportar lo que pudiéramos en la investigación de un fenómeno”, cuenta a Efe Sol Blanco-Soler.

Acompañada de Belén Rueda, Blanco-Soler habla de “Fenómenas”, este proyecto en el que han participado como asesoras, lectoras de guion y, sobre todo inspiradoras. “Está inspirada en ellas, nos hemos juntado con ellas y también hemos trabajado mucho con toda la documentación que han acumulado estos años”, explica a Efe Rueda, tras rodar una escena de la cinta de Netflix, producida por Nadie es perfecto.

“Queríamos que nos conocierais, que vierais que somos gente normalísima, que cada uno hemos tenido profesiones que no tienen que ver con esto, porque nadie vive de la parapsicología”, explica Blanco-Soler, quien ha escrito varios libros sobre su experiencia y es colaboradora del programa “Cuarto Milenio” de Iker Jiménez en Cuatro.

El Grupo Hepta fue creado por el padre José María Pilón en 1987, siguiendo las pautas de actuación que se habían implantado con anterioridad en Estados Unidos en este tipo de investigaciones.

Él se encargó de la selección de los miembros, que hasta el momento llevaban a cabo investigaciones por separado. Cada uno tiene profesiones y actividades ajenas a la parapsicología, pero a todos les une el entusiasmo por estos fenómenos.

“Nosotros vamos a ayudar a la gente. Nunca vamos a ningún sitio al que no nos hayan llamado. Sea de aquí el problema o de otro lado, vas a tranquilizar a la gente. Y no cobramos nada porque el padre Pilón ya dijo que cuando se hace el bien no se puede cobrar y así se ha quedado”, apunta por su parte Piedad Cavero “Piedi”, que ha servido de inspiración para el personaje de Gracia Olayo.

Los miembros de Hepta acuden a lugares donde se registran fenómenos paranormales, que generalmente tienen que ver con que el «cuerpo energético» (el muerto que se manifiesta) no se quiere marchar, explica por su parte Paloma Navarrete, quien junto con Aldo Linares ha servido de inspiración al personaje de Toni Acosta.

«Hay que saber por qué está. Puede ser porque tenga un instinto de propiedad tremendo y sienta que la casa es suya, o porque quiera vengarse de alguien, o porque tiene asuntos pendientes o un mensaje que entregar. Hay muchos que no se quieren ir porque su vida no ha sido muy católica y se quedan atascados en un espacio tiempo que en parasicología se llama interfase y entonces dan la vara a los vivientes porque quieren que alguien les oiga y les ayude a seguir su camino y a entrar en la luz», explica.

Según cuenta a Efe el cineasta Carlos Therón, “Fenómenas” arranca con una de las historias investigadas por el grupo, el “Baúl del Monje”, un caso que se produjo en una tienda de antigüedades en Madrid en la que se produjeron fenómenos paranormales de gran intensidad durante los años noventa.

“Es la semilla inspiradora. De ahí partieron los guionistas, pero de ahí nos hemos ido muy lejos y hemos ido a contar más el espíritu de lo que hace el grupo”, explica Therón (“Operación Camarón”, “Fuga de cerebros 2”), en uno de los decorados creados para la cinta en un plató de Madrid.

Allí se han creado todos los interiores de la casa del anticuario donde las «Fenómenas» y Pilón, que en la película aparecen con otros nombres, deben resolver el caso principal. La vivienda, el portal, la casa de la portera, el almacén…

“Es una historia de terror con algo de humor. Tiene un espíritu híbrido. Está inspirado en su forma de abordar estas cosas con mucha naturalidad”, detalla Therón sobre la cinta rodada en Madrid y en Toledo, a la que aún le faltan unas cuatro semanas de rodaje.

Belén Rueda es Sagrario Ruíz de Carvajal, la documentalista e historiadora del grupo, una mujer inteligente, trabajadora y rigurosa que tiene una obsesión, contactar con su fallecido marido Carlos.

Toni Acosta es Gloria Palomeque y es la médium, una mujer directa, con gran sentido del humor, que tiene un don para comunicarse con los muertos, aunque es una apasionada de la vida. Y Gracia Olayo es Paz Carnero, quien se ocupa de la documentación audiovisual de los casos.

El reparto de la cinta lo completan Iván Massagué (“El hoyo”, “El año de la plaga”), Miren Ibarguren (“Mamá o papá”, “Fe de etarras”), Óscar Ortuño (“A mil km de la Navidad”), Lorena López (“Amor en polvo”) y Antonio Pagudo (“Villaviciosa de al lado”). EFE

 

RELATED ARTICLES
- Advertisment -

MÁS LEIDO

ÚLTIMOS COMENTARIOS