jueves, octubre 6, 2022
InicioPortadaRusia cierra por completo el gas a Europa, con el precio de...

Rusia cierra por completo el gas a Europa, con el precio de la electricidad disparado

Rusia ha detenido por completo el suministro de gas a Europa a través del gasoducto Nord Stream, alegando que se necesitan reparaciones

Rusia ha detenido por completo el suministro de gas a Europa a través del gasoducto Nord Stream, alegando que se necesitan reparaciones. Todo ello cuando el precio de la luz en los países europeos está disparado.

El gigante energético estatal ruso, Gazprom, informó que las restricciones durarían los próximos tres días. Rusia ya ha reducido significativamente las exportaciones de gas a través del gasoducto.

Pero rechaza las acusaciones de utilizar los suministros de energía como una forma de castigar a las naciones occidentales por imponer sanciones tras la invasión de Ucrania.

El oleoducto Nord Stream 1 se extiende 1.200 km bajo el Mar Báltico, desde la costa rusa cerca de San Petersburgo hasta el noreste de Alemania.

Se inauguró en 2011 y puede enviar un máximo de 170 millones de metros cúbicos de gas por día desde Rusia al país germano..

El oleoducto se cerró durante 10 días en julio, nuevamente por reparaciones, según Rusia. Recientemente ha estado operando a solo el 20% de su capacidad debido a lo que Rusia describe como equipo defectuoso.

El presidente del regulador de red alemana ha declsrado que el país podrá hacer frente, si Moscú reanuda la entrega en los próximos días.

«Supongo que seremos capaces de hacerle frente», señaló Klaus Mueller a Reuters. «Confío en que Rusia volverá al 20% el sábado, pero nadie puede decirlo realmente».

Los líderes europeos temen que el Kremlin pueda extender la interrupción en un intento de aumentar los precios de la gasolina, que ya se dispararon el año pasado.

El fuerte aumento amenaza con crear una crisis del coste de vida durante los meses de invierno para las economías europeas. Lo que podría obligar a los gobiernos a gastar miles de millones para aliviar la carga.

El martes, la ministra francesa de Transición Energética, Agnes Pannier-Runacher, acusó a Putin de «usar el gas como arma de guerra«. Estas declaraciones las realizó después de que Gazprom dijera que suspendería las entregas de gas a la compañía energética francesa Engie.

Pero el portavoz del presidente ruso, Vladimir Putin, rechazó las acusaciones e insistió en que las sanciones occidentales causaron las interrupciones al dañar la infraestructura rusa.

Insistió en que los «problemas tecnológicos» causados ​​por las sanciones son lo único que impide que Moscú suministre gas a través del gasoducto, sin especificar cuáles eran los problemas.

Intervenir los mercados energéticos

A principios de esta semana, la presidenta de la Comisión de la UE, Ursula von der Leyen, prometió intervenir en los mercados energéticos.

«Necesitamos un nuevo modelo de mercado para la electricidad que realmente funcione y nos devuelva el equilibrio», añadió.

Antes del conflicto, Alemania había aprobado el oleoducto Nord Stream 2 por 10.000 millones de euros, que corre paralelo a su homónimo. Pero detuvo las operaciones después de que Rusia envió tropas a Ucrania en febrero.

Rusia ha estado quemando un valor estimado de 10 millones de dólares en gas todos los días en una planta cerca de la frontera con Finlandia. Todo ello porque no puede exportar el excedente del combustible tras las sanciones de la Unión Europea.

R.F.

RELATED ARTICLES

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

MÁS LEIDO

ÚLTIMOS COMENTARIOS